Este viernes el reconocido periodista mapuche Pedro Cayuqueo publicó en su cuenta de Facebook un formidable relato a través del cual se logra graficar la persecución y la criminalización que vive el pueblo mapuche. La historia ha sido aplaudida y masivamente compartida por los lectores y acá la reproducimos con gusto para que usted la pueda también leer.

 

Un viejo mapuche vivía en Temucuicui. Quería plantar papas en su parcela, pero arar la tierra ya era un trabajo muy pesado para él. Su único hijo, José, estaba estudiando becado en Francia. Entonces el anciano decide mandarle un mensaje explicándole el problema:

 

“Querido José : Me siento mal porque no voy a poder plantar mis papas este año. Estoy muy viejo para arar la parcela. Si tu estuvieras aquí, sé que voltearías la tierra por mí. Te quiere, tu papá”.

 

Al día siguiente recibe la contestación de su hijo:

 

“Querido papá: Por todo lo que más quieras, no revuelvas la tierra de la parcela. Ahí es donde tengo escondido aquello. Te quiere, José”.

 

A eso de las cuatro de la madrugada, aparece la PDI, Carabineros con el GOPE y Comando Jungla, los Fiscales de turno y maquinaria del MOP y dan vuelta toda la tierra de la parcela buscando materiales para construir bombas o armas de alguna especie. Pero no, no encuentran nada y se van. Ese mismo día el hombre recibe otro mensaje de su hijo:

 

“Querido papá: Seguramente la tierra de la parcela ya está lista y podrás plantar las papas. Es lo mejor que pude hacer desde aquí. Te quiere tu hijo, José”.

 

 

Deja una respuesta