Un grupo de allegados de La Pintana se subió esta mañana a una de las estructuras para señalética de tránsito en Vicuña Mackenna, entre la Alameda y Diagonal Paraguay, con el objetivo de protestar contra la presentación del proyecto de Ley de Integración Social y Urbana presentado por el Gobierno, de acuerdo a lo que informa Radio Bío Bío.

 

En conversación con el medio, José Hidalgo, uno de los voceros de la Coordinadora de Allegados de La Pintana (CAP), señaló que exigen que los terrenos ubicados en el sector de La Platina, donde se levantaría la iniciativa del Ejecutivo, sean adjudicados para construir casas para las 1.800 familias que representan. 

 

«El ministro (de Vivienda y Urbanismo) y la Cámara de la Construcción quieren aprobar una ley en el Congreso -a la que llaman graciosamente ‘Ley de Integración Social y Urbana’- y no es otra cosa que entregarle a los privados los terrenos fiscales», espetó el dirigente. En ese sentido, Hidalgo agregó que «son los allegados los que tienen derecho a tener una solución habitacional y no los privados a hacer negocios».

 

Junto con ello destacó que este miércoles ya se aprobó el cambio de uso de suelo en favor de un proyecto que los beneficie a ellos como allegados, lo que ven como un nuevo triunfo que los incentiva a seguir con sus demandas. «Todo lo que hemos ganado lo hemos ganado en la calle, y hoy decimos que no vamos a parar hasta que los plazos se acorten en la entrega de La Platina para los allegados», concluyó el dirigente.

 

Bío Bío informa que finalmente llegó al lugar el GOPE y Fuerzas Especiales de Carabineros para bajar a los manifestantes desde la estructura en altura.

 

 

Deja una respuesta