Ayer por la noche el noticiero central de MEGA transmitió un reportaje donde  informa que seis matronas del Hospital Dr. Sótero del Río dieron positivo en el examen de coronavirus, luego de ser contagiadas durante su jornada laboral por una funcionaria de otro estamento. El medio también reveló que otras 18 debieron iniciar una cuarentena preventiva, pues estuvieron en contacto con personal contagiado.

 

El Regional Santiago del Colegio de Matronas y Matrones de Chile expresó su total solidaridad con las colegas que se encuentran en aislamiento social y en cuarentena. También ofreció su disposición, asesoría y compañía para enfrentar estos duros momentos.

 

En una declaración, el Colegio señala:

Lo ocurrido en la maternidad del recinto hospitalario de Puente Alto confirma que es urgente garantizar condiciones laborales óptimas para todas las matronas y matronas del país, como también para el resto de los funcionarios de la salud. Esto lo exigimos el pasado jueves 2 de abril, cuando en conjunto con el Regional Santiago del Colegio Médico presentamos una demanda ante Contraloría y la Seremi de Salud por la falta de elementos de protección para el personal hospitalario y de atención primaria.

 

Por lo mismo, nos parece grave que, hasta la fecha, la dirección del Hospital no haya suministrado todos los elementos de protección necesarios para el personal de salud, después de reiteradas solicitudes por parte de los distintos servicios que integran al recinto y sus respectivas jefaturas. Consideramos las profesionales están totalmente desprotegidas, y que la situación a la que se vieron expuestas nuestras colegas pudo haberse evitado si hubieran cumplido con la normativa vigente del Decreto N°594 del Minsal, que establece la obligación de suministrar elementos de seguridad para el personal que trabaja en estos establecimientos.

 

Además solicitamos a la autoridad sanitaria que transparente el número total de funcionarios y funcionarias de la salud contagiados, para que se puedan tomar los resguardos personales e institucionales necesarios.

 

Frente a estos hechos, desde el Colegio de Matronas de Santiago tomaremos las medidas correspondientes para denunciar esta negligencia por parte de las distintas autoridades de salud de la región metropolitana.

 

Por último, queremos agradecer la entrega de todas y todos nuestros colegas, que se han desplegado en los distintos servicios para acudir en ayuda de las mujeres y madres. Sabemos que todos los días cargan con la preocupación de adquirir el virus y transmitirlo a sus familias, por lo que valoramos la grandeza con la asumen este difícil desafío.

Deja una respuesta